20 de diciembre de 2011

Harapos musicales

ESTABA puesta Radio Dos. Muy bajito, de fondo. En cuanto se pasaba la página del libro dejaba de oírse la música. Afuera llovía  y hacía frío. Aunque dentro no lloviera, también hacía frío. La música de Saint Saëns fue calentando poco a poco la habitación, como un infiernillo eléctrico de esos que usaban los carpinteros para licuar la goma arábiga. La música parecía hacer para nosotros un nido de virutas, llenando aquel espacio de un perfume montaraz, gratísimo, inexpugnable.
* * *
 SIGUIENDO el Sartor resartus de Carlyle, este título para un libro de aforismos, que son, como se sabe, la filosofía del pobre: Harapos.
* * *
A veces en la tv, en Mezzo, echan un rato de ballet. Nos gusta el ballet, verlo de vez en cuando. Qué habilidad, qué garbo el de l*s bailarin*s, cuánto donaire. Pero cómo no desconcertarse con el hecho de que, sea la música que sea, Don Quijote o El lago de los cisnes, todo lo bailen con el tutú y las mallas y  lanzando los pies por alto o en puntas de pie, a pasitos cortos, de arriba abajo, tic, tic, tic, hilvanando la danza en las tablas del escenario como haría la aguja de una máquina de coser.

Miguel Galano, Népliget, (Primer Premio Focus, Sevilla, 2011)

14 comentarios:

  1. Ya te reproché en cierta ocasión lo de los astericos políticamente correctos en lugar del masculino genérico (sin complejos), que es lo que corresponde. Eso de l*s bailarin*s nada tiene que ver con la literatura, y sí con la cosa política. Pero tú erre que erre: basta que te censuren una taza para que tú ofrezcas dos.

    ResponderEliminar
  2. Es verdad, erre que erre. Lo cierto es que no se trata sólo de una cuestión de género o política, como aseguras, sino tipográfica. Con los * ganamos complejidad tipográfica sin abrumarle a nadie (además son más bonitos que la horterada del @): un golpe de vista. En el habla sería fatigoso tener que soportar el bailarines y bailarinas. Queda únicamente por resolver que en los ordenadores nos dieran los * alineados y del mismo cuerpo que las letras. Saludos, amig* anónim* (¿o prefieres que diga, saludos, amigo anónimo, pudiendo ser tú una mujer, o al revés, pudiendo ser hombre? Y llevas razón, no tiene nada que ver con la literatura, sino con la cortesía.

    ResponderEliminar
  3. Andrés: una entrada musical llena de metáforas poéticas. Por cierto, detesto el ballet, pero me gusta como hablas de él. Saludos

    ResponderEliminar
  4. Nadie pudo escribir con mejor letra
    que el pájaro en la nieve esta mañana.
    Yo me llamo gorrión y te lo digo
    en trazos cuneiformes sin temor
    a que lo lean otros. Sólo el sol,
    y nada más que el sol, podrá borrarlo.
    A.T.

    Gracias.

    ResponderEliminar
  5. El inquisidor de los asteriscos:

    En estos nuevos soportes(blog, web, email) es cierto que se propicia cierta innovación gramatical, sintáctica y tipográfica (no digamos en los sms), pero sobre el papel, en el libro (sea de papel o electrónico), no creo que ni tú mismo des entrada a esos asteriscos con la misma facilidad que lo haces aquí.
    Cuando dices que lo haces por cortesía (entiendo que por brevedad), ya la brevedad y lo correcto está en decir los bailarines (sería impertinente añadir y las bailarinas). Llamas hortera al uso de la arroba(@), cuando el asterisco busca la mismísima función. La diferencia es que la @ es fruto de cierto papanatismo generalizado, y el asterisco es una elección tuya, y eso es lo que lo salva. Quienes te leemos, no ya con admiración, sino con devoción, sonreímos al ver esos atrevimientos tipográficos, tan caros a aquellas modernerías vanguardistas.
    No sé si ha sido adrede el comentario (un poema tuyo) de V. Fuster, pero esos trazos cuneiformes de la pisada del pájaro sobre la nieve, se parecerían mucho al asterisco, así que al final va a resultar que con tus innovaciones lo que estás haciendo es volvernos a los orígenes. Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Al hilo de la danza hay un duo que hace un arte inigualable. Se trata de Edvin Marton y Eugeni Plushenko. Edvin tiene la custodia del Stradivarius de Paganini y Eugeni es el mejor patinador sobre hielo de la historia . Juntos han hecho " tosca fantasy", " tango", "bolero", "Love in Venecia". Eugeni hizo un homenaje a Vaslav Nijnsky en un programa que le valió un oro olímpico. Se les puede ver en Youtube. Saludos, Manuel

    ResponderEliminar
  7. si Harapos la filosofía del pobre, gusarapos su animal de compañía aceptado y adoptado en la charca de la miseria, esa otra filosofía en penumbra

    ResponderEliminar
  8. Ha sido la foto y no vuestra polémica la que me ha hecho recordar el poema.
    Es una cuestión, la del género digo, que me tiene un poco harto (que tiene a uno harto, que diría don Andrés). Personalmente prefiero utilizar el género masculino para referirme a los dos sexos, aunque en este caso yo hubiera escrito bailarinas...
    Un abrazo a todos (y a todas).

    ResponderEliminar
  9. Si se dice "Las bailarinas" y, pongamos por caso, hay un sólo bailarín en escena, éste se puede sentir excluido, o también la mujer que hace de timonel en un barco de "remeros". Pero tampoco llega la sangre al río... hasta hace poco. Con la irrupción de la policía lingüística, estrechamente vinculada al poder político, ahora todo lo que escribamos está sujeto a examen, lo hagamos de un modo o de otro. Yo, como toda la vida, usando el masculino salvo en casos como el de las bailarinas. Personalmente los asteriscos me parecen feos, aunque no tanto como la arroba. Veremos, pero me temo que no depende de los escritores...

    del mismo modo que si hablamos de los "remeros" de un barco donde una mujer hace de timonel,

    ResponderEliminar
  10. El inquisidor:
    También yo hubiese preferido bailarinas en este caso. Pero a estas alturas, pese a mi intervención, más juguetona que otra cosa, don Andrés, como JRJ con la jota, puede usar la tipografía que le dé la gana.

    ResponderEliminar
  11. En partidos en TVE donde jugaban equipos femeninos de balonmano y creo baloncesto, escuché a un comentarista catalán, que por cierto era entrenador decir: nosotras estamos jugando mejor ; me sonó raro pero es lo correcto. Una mujer no diría de un equipo masculino: nosotras estamos jugando mejor. Yo pongo querido amigo/a o querida amiga/o nunca querido amiga/o , aunque se podría poner querido/a amigo/a. Es la primera vez que veo lo del arterisco y para manuscrito no vale , aunque para internet puede valer, aunque puedo poner querid= amig= que mantiene la linea de la frase y no exponencia

    ResponderEliminar
  12. Cuanto tiempo sin escuchar el antiguo nombre de Radio dos, hoy casi nadie lo recuerda.

    Alberto Beltrán

    ResponderEliminar
  13. Iba a escribir exactamente lo mismo. Así pues, me lo ahorro, y hago mutis por el foro...

    ResponderEliminar