28 de diciembre de 2013

Madrit, Madrit, Madrit, en Barna se piensa mucho en ti

AL fin un poco de cordura. Porque el modo de proceder del gobierno catalán ha estado por primera vez en muchos meses a la altura de aquella dichosa edad que rememoró don Quijote a los cabreros. 
Según ha informado Carles Viver Pi-Sunyer, a los señores Joan Martínez y Ceferino Ribagorda, miembros del Consejo Asesor para la Transición Nacional, "se les ha retirado la confianza" y han dejado toda responsabilidad en dicho Consejo. La decisión se ha tomado por lo que el señor Viver Pi-Sunyer considera una "falta grave" y "dejación de derechos históricos" al presentar esos señores como "una recomendación del Consejo que el Barça y el Espanyol sigan jugando la liga española", cuando la aspiración y el derecho histórico del pueblo catalán y del independentismo catalán y catalanocharnego son exactamente los contrarios, según recoge en sus recomendaciones dicho Consejo, a saber, que "el Real Madrid y demás equipos españoles de primera división puedan jugar en adelante en la liga nacional catalana de fútbol".




7 comentarios:

  1. Lo que daría Florentino Pérez por que la foto fuera real. Pero no todo en esta vida se puede comprar. Tampoco el señorío, por cierto.
    J.G.F., Madrid.

    ResponderEliminar
  2. Sunyer Piiiiiiiiii: Penalty y expulsión.
    ¡Viva el Sporting! "Ternera Asturiana".

    ResponderEliminar
  3. Lo que darían los madridistas porque esto no fuera una inocentada.

    ResponderEliminar
  4. No creo que esos señores del Consejo sepan ver lo que de humorada seria hay en el texto. Ni siquiera en un día como hoy, el de los Inocentes, se avendrían a reírse de asunto tan serio o metafísico como el de las esencias patrias.

    ResponderEliminar
  5. Este tema de la independencia catalana no me irrita, me deprime lánguidamente, como la "Canción de otoño" de Verlaine. "Les sanglots longs, des violons.

    ResponderEliminar
  6. Tras el tremendo revulsivo de las guerras ―la devastación de la última mundial es buen ejemplo―, a más de uno algo así se le ocurría: “Ahora, ahora podrán reconstruirse las calles de las ciudades y también las cabezas de los hombres [casi como las de esos futbolistas de la foto]. Tras tanto horror, hacia un orden por fin verdaderamente justo en el mundo, sólo se puede ir deprisa”. ¿Usted cree? En lo que importa los hombres son un cubo de caracoles.

    ResponderEliminar