14 de noviembre de 2012

Servicios mínimos ( y más de última hora)

EN este almanaque uno no es asalariado ni siquiera de sí mismo, puesto que se lo da gratis a sí y gratis es también para los que pasan por él, de modo que difícilmente podría hacer huelga de nada. Ahora, nadie le impedirá a uno ponerse del lado de los que hoy van a ella. Hay razones sobradas. Los patronos, banqueros, gubernamentales, pequeños comerciantes, esquiroles, desengañados, desencantados y escépticos dirán que con estas huelgas no se consigue nada más que empeorar nuestra situación. ¿Más? ¿No se han detenido los desahucios? ¿Se les ocurrió hacerlo en primera instancia a los bancos, a los gobernantes, a los políticos?
Aquí no puede uno hacer huelga, pues, pero nadie tampoco podrá impedir que aproveche los servicios mínimos para animar a hacerla a quienes puedan secundarla.

(Añadido a las 18:02. Si es verdad que el Pp ha cuantificado el coste de la jornada en 4.000 millones "que podrían destinarse al gasto social" o que el equivalente de las pérdidas equivale "al 80% de los desahucios", no están diciendo, como alguien ha podido suponer, llamándose a engaño, que ese dinero podría salir de las pérdidas de los patronos, sino de los salarios. En otras palabras: le están diciendo a la clase trabajadora que los problemas sociales se arreglarían si la gente trabajara gratis y entregara sus salarios para esas mejoras. Si no es así, el Pp y los patronos deberían ser más claros y decir: "No vayan a la huelga, trabajen, y nuestras ganancias de un día, las que dejaríamos de percibir si hicieran huelga, las entregaremos íntegras para evitar desahucios o para destinarlas a gastos sociales)

(Añadido a las 20:04 http://rafaeltrapiello.blogspot.com.es/2012/11/tramo08.html)

(Añadido a las 20:06. Ningún día ha estado uno más activo en este almanaque. Será la huelga)

(Añadido a las 20:06. El hecho de que los manifestantes hayan calibrado en un millón el número de asistentes a la manifestación de Madrid, no le da derecho al Gobierno a decir que eran... ¡treinta mil! Eso es, sencillamente, una desvergüenza. Saben de su mentira no sólo los que han estado allí. Basta ver las imágenes de la televisión, de su televisión) 


13 de noviembre, 2012

27 comentarios:

  1. Uno opina que hay sobrados motivos para esta huelga, que debe servir para poner de manifiesto el descontento de la ciudadanía y su fuerza de unidad en defensa de unos derechos que están siendo gravemente menoscabados. Una convocatoria que tendría que suponer un nuevo paso en la movilización social iniciada el 15-M para lograr la apertura de un proceso constituyente participativo, que responda a las aspiraciones mayoritarias de la población.

    ResponderEliminar
  2. Lo importante es pasar el rato. Para amenizar el receso, ahí va un texto que me gustó, de Robert Byron, contando su visita a la Acrópolis en 1925:
    "Aunque algo familiar al público inglés por los camafeos medievales de alabastro, la pintura sobre piedra, salvo en la heráldica, no consiguió extenderse por Europa. En el caso de estos retratos griegos, no es fácil describir la belleza que emana de su delicado y gastado color. No se corresponde con el insoportable naturalismo que caracteriza al arte posterior de la escultura griega. Son, simplemente, bustos convencionales de matronas aristocráticas de delicadas facciones, orgullosas y seductoras bocas, y cabello peinado en trenzas que caen por los hombros al pecho. La pintura aún resalta los bordes del vestido. Una de ellas permanece en mi memoria por poseer los ojos más bellos del mundo, de un gris rojizo, como el de los pétalos de las amapolas apenas humedecidos por el rocío(...)
    Existe un campo de la creación artística en el que los griegos siguen siendo los campeones. Hemos tenido a nuestros Miguel Ángel y Donatello, es cierto, pero desde antes de Cristo no ha habido un solo escultor que haya representado a los animales como los griegos. El público inglés está familiarizado con las crines de los caballos de los mármoles de Elgin, y aún recuerda las ilustraciones de la cabeza del toro minoico encontrado recientemente en Creta. Pero, con la única excepción de la cabeza de caballo de Selene en el Museo Británico, no hay nada en nuestro país que pueda dar la más mínima idea del genio griego para la representación de los animales domésticos. Digo domésticos, porque cuando intentan esculpir un león, les sale más bien un caniche cilíndrico; pero sus cerdos, bueyes y caballos son insuperables, tanto en piedra como en bronce.
    En esquinas opuestas de una pequeña sala azul del museo de la Acrópolis se expone la cabeza, cuello y patas delanteras de dos caballos. Van al trote. Dos purasangres con unas gotas de sangre árabe en sus venas. Los ojos tranquilos, aunque pendientes de cualquier movimiento en el horizonte; los músculos, invisibles aunque poderosos, y desplegados a cada movimiento; las crines erectas y recortadas; las orejas erguidas; las fosas nasales dilatadas, aspirando el aire fresco de la mañana. Cada partícula de la piedra posee vida real. Y aunque son figuras estilizadas, no hay naturalismo que pueda inmiscuirse en su realidad. Es a esos caballos, y a las “tías”, a los que la mente vuelve cuando piensa en la escultura griega, y no a las vulgares formas de los Apolos, o a la Venus de Milo, esa 'estatua rota', como la llamó un anticuario".

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bello texto. Pero permítame señalar un ligero fallo de concordancia: en lugar de 'se expone' ha de ser 'se exponen'. Y 'las orejas erguidas' suena raro: mejor 'las orejas alerta'.
      Un saludo.

      Eliminar
  3. Una, digamos, conocida mía, que tiene a la madre muy enferma en un geriátrico, y que va a verla todos los días, me dijo que hoy no iría a verla, "porque las visitadoras también tienen derecho a la huelga". Lo penoso es que lo decía en serio. La España negra. Yo tampoco iré a verla a ella cuando la metan en un psiquiátrico, haya huelga o no.

    ResponderEliminar
  4. Yo encuentro que las reivindicaciones de esta huelga son demasiado genéricas y amplias como para poder ser atendidas. Si se hubieran concentrado en reclamar algo concreto se podría negociar, o en su caso, conseguir, pero hacer una huelga general contra una forma de hacer política me parece que no servirá para nada: paralizar el país, provocar pérdidas, y nada más. Le encontraba más sentido a la anterior (contra la reforma laboral). Por supuesto que lo de los desahucios es un logro reivindicativo, pero no se consiguió por medio de huelga y sobre todo se persiguió de manera nítida y concisa. A ver en qué queda. Yo desde luego hoy trabajo.

    ResponderEliminar
  5. A veces todo es muy raro. Ya sabemos que el ser humano adulto soporta dificilmente grandes dosis de realidad, T.S. Eliot dixit.

    ResponderEliminar
  6. “Agora quiero yo usar contigo de una liberalidad, y es que ambos comamos este racimo de uvas, y
    que hayas dél tantas partes como yo. Partillo hemos desta manera: tú picarás una vez y yo otra; con
    tal que me prometas no tomar cada vez más de una uva, yo haré lo mesmo hasta que lo acabemos, y
    desta suerte no habrá engaño.”

    Hecho así el concierto, comenzamos; mas luego al segundo lance el traidor mudó de propósito y
    comenzó a tomar de dos en dos, considerando que yo debería hacer lo mismo. Como vi que él
    quebraba la postura, no me contenté ir a la par con él, mas aun pasaba adelante: dos a dos y tres a
    tres, y como podía las comía. Acabado el racimo, estuvo un poco con el escobajo en la mano y
    meneando la cabeza dijo:

    “Lázaro, engañado me has: juraré yo a Dios que has tú comido las uvas tres a tres.”

    “No comí, dije yo, mas ¿por qué sospecháis eso?”.

    Respondió el sagacísimo ciego:

    “¿Sabes en qué veo que las comiste de tres en tres? En que comía yo dos a dos y callabas.”

    *

    Si la ciudadanía calla, en una situación tan objetivamente desastrosa, los gobernantes pensarán que somos como el Lazarillo. Y en este país hubo y hay gente que se come las uvas de tres en tres y otros muchos que ni siquiera las han probado.

    ResponderEliminar
  7. No estoy de acuerdo. Aquí, y en cualquier otro sitio de internet, también se puede hacer huelga. Basta con no aparecer. Tendrá usted sus razones para aparecer aquí un día como hoy pero no nos intente vender que estaba usted obligado a venir. Usted está invitando a hacer una huelga pero, pudiendo, No la hace.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No, amigo. Entre tus palabras y las mías no hay diferencia. A efectos de huelga, valen lo mismo. ¿Por qué las has escrito? ¿Tú también rompes la huelga? Piensa que estas palabras acaso sean para los verdaderos huelguistas monedas de aliento en la caja de resistencia.

      Eliminar
    2. Me están empezando a entrar dudas sobre si eres un escritor independiente -como había creído hasta ahora- o un piquetero. Por el lenguaje que empleas yo diría que te estás decantando por lo segundo. ¿Qué significa eso de romper la huelga? ¿Es obligatoria esta huelga?

      Eliminar
    3. La huelga o paro es la suspensión colectiva de la actividad laboral, esto que se hace aquí no es una actividad laboral, lúdica puede ser. Por lo tanto que es lo que se rompe.

      Eliminar
    4. ¿No se puede ser huelguista e independiente? ¿No se puede ser huelguista sin ser piquetista? Tiene usted razón: por suerte, desde que hay libertad de huelga, ninguna huelga es obligatoria, pues hay libertad para seguirla o no. Y quienes las están haciendo hoy o la apoyan pacíficamente como yo, no le quepa a usted duda de que no son menos menos independientes que usted, suponiendo que lo sea, cosa que deseo.

      Eliminar
    5. ¿No se puede ser huelguista e independiente? ¿No se puede ser huelguista sin ser piquetista? Tiene usted razón: por suerte, desde que hay libertad de huelga, ninguna huelga es obligatoria, pues hay libertad para seguirla o no. Y quienes las están haciendo hoy o la apoyan pacíficamente como yo, no le quepa a usted duda de que no son menos menos independientes que usted, suponiendo que lo sea, cosa que deseo.

      Eliminar
    6. Dedicatoria de un esquirol hemerofléxico a nuestro amigo Juan Luis, para que se tome su participación en el blog con más humor: http://www.youtube.com/watch?v=JGP_QwjtCXk

      Eliminar
  8. claro,los Ricos y los esquiroles de un lado,aliados hoy con los pequeños comerciantes y con los escépticos (con lo sano q parecía ser el escepticismo y el ser un autónomo)en contra d la Huelga, de un lado, y los Pobres y los defensores de la causa obrera, aliados hoy con los Escritores comprometidos y con los generosos de corazón, con la Huelga, del otro, ya está el cuadro para la Historia.
    Claro, q mejor sería, puestos ya, que fuera esta Indefinida, Antiburguesa y Revolucionaria. saludos

    ResponderEliminar
  9. Hay muchas maneras de hacer huelga. Escribiendo una reflexión de apoyo.No comprando en el comercio. No usando el transporte público. Acudir a las manifestaciones en las diferentes ciudades.Haciendo huelga cuando tienes trabajo. No haciendola ya que te han amenazado con el despido que resulta tan fácil hoy en dia pero acudiendo a las manifestaciones.
    Hacer huelga es apoyar al pequeño comercio aunque hoy no se compre.No hay mas que darse una vuelta por las diferentes ciudades para ver cuantos han cerrado.
    Gracias Andrés por animarnos a posicionarnos.Leticia

    ResponderEliminar
  10. Las palabras de Andrés Trapiello y su compromiso social con la huelga en absoluto son incompatibles con su independencia (duda que se puede plantear claramente sobre "Juan Luis" dado su razonamiento cliché).
    Aprovecho este hueco para copiar un comentario encontrado por internet

    "Imagina un país en el que:
    El yate del Rey se llama, Bribón,
    El mayor banquero, Botín
    La ministra de sanidad, Mato
    Y la que autoriza las macrofiestas, Botella."

    Curiosa onomástica.

    Saludos, Carlos

    ResponderEliminar
  11. Hoy estoy en huelga por los recortes en sanidad, educación, dependencia... y también por los que no pueden ejercer ese derecho, como los parados y los que con su sueldo mantienen a una familia y, que si no acuden hoy a su puesto de trabajo, al día siguiente recibirán a un piquete informativo de la patronal con una octavilla en forma de carta de despido. Si hubiera tenido alguna duda, que no la tenía, después de oír al capo II de la patronal Arturo Fernández ya no me quedaría ninguna.Dice el ilustre hostelero, que debido a la huelga, España perderá 4.000 millones de euros. Entonces mañana los ganaremos y pasado...,¡Somos el país más rico del mundo! y nosotros sin saberlo. Si tenemos tanto dinero habrá que preguntarle al chigrero Fernández ¿Dónde está la pasta Caimán?. Hay algo que, de momento no nos pueden quitar, nuestras voces de protesta, así que todos a manifestarse antes de que la calle sea también suya.

    ResponderEliminar
  12. La posición de Andrés es independiente , en su último libro si habla de reconciliarse pero puntualiza que la falta de piedad lo hace imposible y da una imagen muy dura de como somos , lleva un mensaje muy claro que quien quiera y pueda lo entenderá . Lógicamente deja abiertas otras puertas que también son necesarias y plausibles .
    Respecto al post :
    Hemos pasado de " las uvas de la ira " a la " ira del racimo " , no sé si es un augurio del futuro , un homenaje a John Ford y John Steinbeck o ambas cosas pero felicito al fotógrafo por tan surrealista y provocador bodegón .
    Saludos

    ResponderEliminar
  13. Sin embargo, un economista, muy sabiamente, dijo ayer que si la pérdida era de 4.000 millones, eso significaría que cada día en este país se produce esa cantidad de riqueza, lo que a su vez significaría que estaríamos creciendo a un 50%, que ya sabemos que no es verdad, ni mucho menos. O sea, que esa cifra que dan los interesados en quitarle peso a la huelga, culpabilizando a los que están hasta un lugar innombrable de gobierno, banqueros y empresarios, y todo su circo mediático, esa cifra es falsa por lógica. País, país...

    ResponderEliminar
  14. El gobierno ya no sabe qué retruécano usar para dar la vuelta a las cosas, a la realidad. A este paso nos iremos todos a la mierda, pero por lo menos Rajoy y sus portavoces pasarán a la historia por algo tan chusco como reescribir el manual de figuras retóricas del castellano, para lograr que lo que está a vista de quien sólo quiera asomarse a la ventana se convierta en lo que ellos tengan a bien. Y lo que nos queda. Vamos, lo qué te rondaré morena.

    Y gracias, Andrés.

    ResponderEliminar
  15. Yo estoy en contra de los recortes por innecesarios. El gobierno anterior, mucho más humano y sensato, jamás los habría emprendido porque estaba mucho más cerca del pueblo. Rajoy se equivoca, debería haber dejado las cosas como estaban cuando ganó las elecciones. Por entonces la tragedia apenas existía, fue la irresponsabilidad de su equipo la que nos ha traído el desastre y el desánimo.
    La huelga de hoy debe servir para que Rajoy suprima de una vez la mayoría de esos recortes, propios de la insensible derechona de siempre.

    ResponderEliminar
  16. Pero tal como se ha expresado en algún comentario anterior el problema de esta huelga es que no se sabe contra que se protesta en concreto.Porque si es antisistema , que se convoque con carácter indefinido, hasta abrir un proceso consituyente como dice en su comentario Manuel Cañedo- pero yo le preguntaría el proceso constituyente ¿para qué?-. El comentario de Andrés de hoy lo veo un poco demagógico. El término patrono... nos guste o no para que haya trabajo, la gente pueda pagar sus hipotecas, poder vivir en suma, es necesario que haya actividad económica y el empleo lo crean los empresarios. Otra cosa es lo que hemos tenido desde el año 1986 y donde hemos enterrado miles de millones que ahora tenemos que devolver entre unos pocos: un modelo basado en la construcción pública y privada con la colaboración de parte del sitema financiero-cajas de ahorros dominadas por los partidos políticos y algunos representantes de los sindicatos- y del poder político encantado con las ingentes ingresos tributarios que genera a corto plazo el ladrillo.
    Pero cuando muere la gallina de los huevos de oro¿ como seguir financiado el acríticamente denominado estado del bienestar y digo acrítico porque conviene recordar que tenemos el mayor índice de fracaso escolar de Europa? Ya sé : la respuesta progre y milagrosa: acabando con el fraude fiscal, bien amigos pero es que no es tan fácil en un país con tan poca conciencia cívica en el cual desde el propio poder se deja de cumplir la ley cuando no interesa.
    Javier

    ResponderEliminar
  17. Acabo de ver la obra maestra " Rescate al amanecer " de Herzog y cuando al final al heroe le preguntan la clave para sobrevivir responde : Vaciar lo que está lleno y llenar lo que está vacio.
    Herzog nos deja un mensaje metafisico en esta pelicula " Si ante una situación extremadamente diabólica bajas la cabeza y te mantienes en silencio , no sobreviviras "
    Las huelgas siempre son justas y en España estamos caminando hacia la senda de la justicia
    chao

    ResponderEliminar
  18. Le veo activo en esta protesta y es de agradecer que sus mensajes ayuden a la autoestima de los que hemos salido a la calle para manifestarnos.

    Me hace sonreir como V. se ha sentido conmovido por esta protesta que tanto sentido tiene y desde su blog regala ideas para el análisis.

    No obstante, cómo me gustaría ver una de sus fotos, tan buenas, de alguna situación en la manifestación.

    Me despido sintiendo celos desde Barcelona porque Madrid, una vez más, está más viva.

    ResponderEliminar
  19. Por el último añadido de AT: tal es la pasión por los recortes del gobierno que padecemos (grande debe ser nuestro pecado, vista la penitencia), que incluso recortan hasta lo inverosímil, por no decir lo obsceno, el número de asistentes. La verdad, teniendo en cuenta lo que sensatamente apunta Clares, y el número de los que según el gobierno han seguido la huelga, quiere decirse que no sólo se produce esa cantidad de riqueza cada día, sino todavía muy superior, ya que esa pérdida no la produce el pleno seguimiento de la huelga, sino sólo los cuatro gatos mal contados que según ellos la secundan. ¡Pero si esto es Jauja! ¿Dónde está la crisis, oiga? ¿Y esa millonada de parados? Vagos, es lo que son; si no, en un país que de tal modo nada en la abundancia, tienen que sobrarles oportunidades de trabajo para escoger. Si es que no sabemos lo que tenemos.

    ResponderEliminar