18 de abril de 2013

Imprenta moderna

IMPRENTA moderna fue el nombre que rotuló muchos de los talleres tipográficos desde comienzos del siglo XX, si acaso no desde finales del XIX, y eso en todos los rincones de España, a menudo en los burgos más arcaicos y góticos imaginables. Siempre hay una modernidad a punto. Lo gracioso es que muchos de aquellos obradores tipográficos, encontrándose anticuados con el paso del tiempo, cambiaron de nombre, porque si algo se suele quedar viejo es la modernidad, por lo mismo que decimos que moda es todo lo que se pasa de moda.
Aquí van las pequeñas viñetas anunciadas ayer, encontradas en una imprenta de Trujillo, Cáceres, junto a la cubierta de uno de los libros de La Veleta, que decoró una de ellas, a la espera las otras de su salida al mundo.

Arriba: Libreta de los bocetos de La Veleta. Abajo: Cubierta de El perfecto pescador de caña, de Izaak Walton, La Veleta, 2000



6 comentarios:

  1. !Ahhh, Trujillo!. No supe pasear por ella esta lluviosa primavera de 2013. Espero tener la ocasión de enmendarme y seguir más atentamente los pasos perdidos.

    ResponderEliminar
  2. ¿Y qué me dicen de las máquinas de escribir? (Aquellas Hispano-Olivetti y sus rollos de cinta bicolor -roja y negra-...) ¿Y qué me dicen del papel secante, y del papel carbón, y del papel cebolla, y del líquido corrector de la acreditada marca Típpex...? ¿Y de los tinteros, y de la tinta china? ¿Y de los tiralíneas? ¿Qué me dicen, eh, de todo eso?

    Nostalgia, sí, de un mundo perdido (decir otro tiempo es decir otro mundo). Pero si me dan a elegir, me quedo con mi ordenador y la banda ancha de Internet.

    Lo que altera el mundo y cambia la vida no son las revoluciones políticas, sino los avances técnicos: los inventos y descubrimientos de la ciencia. La política debe limitarse a no impedirlos (como pasó aquí con el barroco y la inquisición, y ahora en los países árabes con el integrismo).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que los dos últimos párrafos, una pequeña oda al pragmatismo, no los puede escribir quien utiliza el suedónimo de Poesía para encabezar sus comentarios. ¿No es mejor esa lata de coca-cola, que se abre cómodamente, sin tener que hacer un zumo?.
      Y hablar en ese tono del barroco...

      Eliminar
  3. No sé si "alterar el mundo y cambiar la vida" es propósito que uno debe perseguir por encima de cualquier otra cosa; no estoy seguro de que cualquier cambio, por el solo hecho de ser cambio, sea para bien. Pero, aun dando por supuesto que sí (y es mucho dar), me pregunto si personajes, al parecer, tan poco relevantes como Sócrates, Buda o Cristo, o en otro orden de cosas Velázquez, Cervantes, Shakespeare, Dante, Mozart o gente así no han "alterado" nada, no han dejado tras de sí la más mínima huella, ya que es obvio que lo de los "inventos y descubrimientos de la ciencia" y "avances técnicos" no era exactamente lo suyo.

    Yo diría que muchas cosas pueden "alterar el mundo y cambiar la vida", no sólo la ciencia o la técnica; y que dichos cambios no siempre son para bien. Y que la política trate de impedir, o siquiera limitar, algunos de esos cambios (como la degradación del medio natural o la proliferación de armamento atómico, digamos), quizá no sea tan mala idea como le parece a la amiga del "zumo", un poco demasiado inclinada, a mi parecer, a afirmaciones tan tajantes como simplificadoras.

    ResponderEliminar
  4. Hablando de obradores y de perfectas, tendría su curiosidad y ternura ver qué viñeta le dedicarían a "La perfecta casada", de Fray Luis de León. ¿Mujer caminando del brazo de su marido? ¿Mujer realizando alguna labor doméstica,como coser, cocinar, e incluso fregar? ¿Mujer de rodillas, rezando el rosario? ¿Mujer con su vástago en el regazo?.
    Por cierto, se me ponen los pelos de punta recordando la espantosa muerte del pobre Fray Luis...

    ResponderEliminar
  5. Sorprende la sensación de movimiento y viveza de los dibujos , autenticas filigranas . El Rotring acabó con el tiralíneas que aparte de engorroso necesitaba de un pedazo de mesa y suerte.
    Por cierto que Zumo pone grandes poetas . Muy bueno el Carver , no lo conocía . El barroquismo no es bueno ni malo , resumir sin renunciar a lo que se que quiere escribir es el trabajo y que lo que escribas no sea tajante y deje puertas al campo es lo interesante , de todas las maneras no me fijo en los estilos ajenos ; la capacidad de mejora que tenemos es muy grande . Escribir con seudónimo es un síntoma de humildad y ser impositivo no es un camino de mejora , si alguien quiere decir lo que está bien y mal y lo dice despectivamente no favorece al blog ni a él , " todo el mundo tiene un alma sensible " así que aplicarse el cuento " y evitemos cotilleos .

    ResponderEliminar