1 de enero de 2012

Gran Barato para el Año Nuevo

NO sabe uno cómo llegó este papel desde Buenos Aires al Rastro, porque es un papel sin importancia. Llegó él y llegaron otros ejemplares "sangrando tinta", como dicen las gentes del oficio. Por la tipografía podría ser cualquiera de los papeles dadaístas o surrealistas que vemos en los libros y en los museos. ¿No recuerda además ese "Estos precios pueden variar sin previo aviso" a las soflamas caprichosas de André Breton? ¿No es de Tristan Tzara ese "Esta casa no engaña al público con estampillas ni bonos" o "Las ventas se hacen puramente al contado"? ¿No tiene esa abacería, El Nuevo Mundo, nombre de revista ultraísta? Pero aún le gusta a uno tanto o más esta humilde hoja de papel que aquellos papeles importantes, porque habla de cosas comunes y reales: de vino, de aceites, de legumbres, de bujías, con toda la vida que viene envuelta en ellas, vida de entonces, vida nuestra también. Y no es ajena a la fascinación que nos arranca, saberlas exóticas, con la aureola de todo lo que cruza el mar o atraviesa las selvas, ya hablemos de Saúco (Zamora) o de las Facendas de Brasil dependiendo del confín en el que nos encontremos.
Le gustaría a uno que para el Año Nuevo fuese este almanaque un verdadero Gran Barato en el que la gente encontrara aquello que viene buscando cada día. Y tampoco se engaña en esta casa, como no sea con la ficción, que es verdad a su modo, quiero decir, que aquí buscamos todos, tú, yo, ser reales, incluso como sombras. Vivir, soñar, vagar: ¿cuál, si no, será nuestro argumento?

5 comentarios:

  1. "Barato", sí; pero caro nos va a salir _vivir_. Porque soñar, vagar, inventar, imaginar nos ayudará a acercarnos aún más a esos rastros.

    Ya lo decía Patxi Andion. De todo, en un rastro, hasta conciencias.

    Iremos a buscar entre estos papeles sin importancia, otras muy básicas y necesarias para vivir.

    Ha sido un placer leerle.

    ResponderEliminar
  2. yerbas paraguayas baten record de lo barato... esplendor bajo la yerba entonces
    saludos

    ResponderEliminar
  3. Lo dijo Raimundo Amador , un gitano sabio y surrealista " la vida , un platito de habichuelas y un colchón de yerbabuena pa mi mulata y pa mi ", sin surrealismo la literatura es un escrito plasta que por demasiado fácil de entender solo interesaría a los politicos y al oligarquismo que dictarían los libros a lacayos del poder ( cosa que pasó, pasara y pasa ) con el fin de engañar y tal y tal y tal .
    Surrealismo contra la crisis, critica al poder, burlarnos
    del sistema y los muñecos y muñecas que nos quieren hacer pasar por tontos . Durante la venta de bonos de guerra en US Groucho vendió más bonos que cualquier astro o diva de Hollywood, Groucho vive en sus libros, su cine en sus seguidores como yo, lo mismo pasará con Foster Wallace, la figura literaria de siglo XXI. Saludos Manuel

    ResponderEliminar
  4. Feliz año, Andrés.

    ResponderEliminar
  5. Por la tipografía podría ser tantas cosas... incluso un manual de uso el diseño de muchos de los actuales libros, menús de restaurante (que no de taverna) o kilométricos catálogos de museo.

    ResponderEliminar