19 de junio de 2014

Filipino, fungir de (para un diccionario político)

POR la mañana, Felipe VI; tarde, nadar Fuerteventura. 
"Excelencia, si detesto tanto a los comunistas es porque me obligaron a hacerme falangista" (Conde de Foxá a Franco, quien, por esta frase y otras parecidas, acabaría haciendo que lo destinaran a la otra punta del mundo: con los gobernantes, y con más  razón los dictadores, mejor abstenerse de hacer chistes; lo decía Michael Ignatieff: "Nada te va a causar más problemas en la política que decir la verdad"). 
Si nuestra fe republicana dependiera de la mayor parte de los republicanos a los que veremos hoy precisamente enarbolar la bandera tricolor (¿no tiene ninguno de ellos imaginación para diseñar una nueva? Y si llega la República que sea cualquiera menos la Segunda, por favor), si nuestra fe republicana, decíamos..., en fin, sígase el razonamiento.
Por todo ello no queda otra que, de momento, fungir de filipino.


Madrid, 26 de abril, 2013




9 comentarios:

  1. ―Felipidades ―susurróle Leticia, bromista y brumaria, a la alta oreja tras la coronación.

    (“Felipidades”, maldición: el fácil juego de palabras también a mí se me ocurrió. Redímame lo siguiente: Un palito más ―del VI al VII romanos― qué vértigo da).

    ResponderEliminar
  2. La monarquía depende única y exclusivamente del rey, es un obviedad. En un acto de voluntad personal debería, el casi ya Felipe VI, fijarse en como ha empezado el papado de Francisco I.

    ResponderEliminar
  3. Tras treinta y cinco años de inédita estabilidad política y social parece que la monarquía constitucional puede ser una fòrmula recomendable para un país insuficientemente civilizado y que se obstina en no cambiar. O dicho de otro modo, no me imagino que esa estabilidad se pudiera conseguir con un Acebes presidente de la república y un Pepiño jefe de gobierno, por poner un ejemplo muy representativo de nuestra realidad política.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cierto, yo me imagino a un presidente de la Republica Española y ya me imagino bombardeos. Además, es casi seguro que de haber República Acebes o incluso Blas Piñar hubiesen sido Jefes del Estado. No hay que ser demasiado inteligente para saber que así hubiera sido.

      Eliminar
  4. Leonor es Princesa gracias a que los reyes son los padres.

    ResponderEliminar
  5. Andrés, nunca he estado más de acuerdo contigo. El otro día aluciné cuando, inmerso en la vorágine de una manifestación en favor de un posible referendum sobre el tema, la gente clamaba por el retorno de «la» república —en versión III República Española, supongo—. Lo interesante sería si acaso «una» república, aunque quizás lo más sensato fuera quitar al rey —y el reino—, y ya veremos cómo lo llamamos. Hay que ver qué cantidad de ingenios maravillosos parió el siglo XX, pero en cuestión de lenguaje político seguimos inmersos en el XIX.

    ResponderEliminar
  6. Felipe tiene el apoyo de la mayoría , es un hombre limpio de conjeturas y muy apoyado por Estados Unidos , que es lo que vale . Lo que no gusta a nadie , tampoco a Francisco I , es que una tribu sea un país . Muy buen discurso recordando a las víctimas del terrorismo y asegurando que se va a cumplir la Ley , lo de la República fue flor de un día , muchos se manifestaron para ponerlo en Facebook , para presumir .

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Y como sabe usted que tiene el apoyo de la mayoría? A mí desde luego no me han preguntado.

      Eliminar
  7. Nopudimos y Podemos, todos a Fuerteventura juntos y también revueltos. (Y me parece muy bien: Con Franz Kafka y Unamuno.)

    ResponderEliminar