23 de octubre de 2011

Sin acritú (literatura del yo)

SI yo diera clases en una Escuela de Letras (a todo se llega, decía JRJ) o fuese Juan de Mairena (a eso no se llega, de eso se parte) les pediría a los alumnos que ruaran por el título del libro de Leopoldo Panero, Escrito a cada instante, y por el del blog de Antonio Muñoz Molina, Escrito en un instante. Les preguntaría qué les sugería uno y otro título y si distinguían sus diferencias de grado y de clase.
* * *
“ANTIGUAMENTE se leía una novela como si fuese la vida real; ahora se leen las biografías o los diarios como si fuesen novelas”, escribe Chantal Maillard en su reciente diario Bélgica. Las novelas, si son como imagina uno que tienen que ser, no se leen como si fuesen, sino porque son la vida. Y las diarios, porque si no pareciesen una novela, ¿cómo nos los podríamos  creer?
* * *
CADA vez que X publica una nueva novela, los críticos la saludan públicamente como “una obra maestra”, lo cual parece darles derecho para circular en privado con más o menos resentimiento y cobardía (y más o menos en voz alta) que la anterior era pésima. Cuando Z publica su nueva novela los críticos se apresuran a decir que es “pésima”, y para dejar sentado que en ese juicio no hay nada personal añaden (en voz baja, desde luego) que la anterior, por el contrario, era muy buena. Así lo vienen haciendo con cada nueva novela de X y de Z desde hace veinte años. Y como en este asunto están implicados muchos que trabajan en las Escuelas de Letras, sería mejor dejárselo a Juan de Mairena.
* * *
SE incluye en el último Pequeño Larousse por primera vez la palabra vuvuzela. No figura todavía en el Drae. ¿Por qué uves y no bes? ¿No sería lógico con c y no con zeta (y por qué zeta y no ceta)? Claro que es bonito que sea con z, pues de ese modo, supongo, se homenajea al pueblo zulú de donde procede la palabra.

4 comentarios:

  1. quizás es que la matraca de la vuvuzela reproduce el fragor de chicharra de los más prestigiosos críticos ante tanta "obra maestra" de los más prestigiosos y encumbrados novelistas

    ResponderEliminar
  2. En mi ingenuidad nunca se me ocurrió sospechar que los críticos pudiesen no ser sinceros al hacer sus aclamaciones. Algo raro notaba yo, sí. Pero simplemente pensaba que para ese trabajo era primera condición no amar la literatura.

    ResponderEliminar
  3. El test: Leopoldo Panero "escrito a cada instante" es la necesidad de escribir sin descanso, una escritura emocional del yo, más oscura, la relación de un paisaje interior. Antonio Muñoz Molina "escrito en un instante" sería la escritura de la acumulación y la síntesis, luminosa, en diálogo exterior con la naturaleza y la creación.

    ResponderEliminar
  4. "Escrito a cada instante" Monólogo de un voz que te dicta sin tregua.
    "Escrito en un instante" Estar en el lugar de la cita a la hora convenida y publicar cada palabra
    que oyes antes que desaparezca.





    Uuno de la Judería

    ResponderEliminar